Click to listen highlighted text!
EXPOSICIONES Fotografía

XVII Premio internacional Luis Valtueña de fotografía humanitaria


FECHA

DESDE

07

Febrero 2015

HASTA

05

Abril 2015

INAUGURACIÓN

07

Febrero

– 19:00

Horas


CATEGORÍAS

EXPOSICIONES
Fotografía


ORGANIZA

Médicos del Mundo
Web: Médicos del Mundo
Email: contacto


Por primera vez en su historia Palacio Quintanar acoge a los ganadores de uno de los certámenes de fotografía más prestigiosos del mundo: El Premio Internacional Luis Valtueña de fotografía humanitaria, que desde 1998 convoca la organización Médicos del Mundo. 

Por primera vez en su historia Palacio Quintanar acoge a los ganadores de uno de los certámenes de fotografía más prestigiosos del mundo.

El Premio Luis Valtueña está dedicado a la memoria de los cooperantes de Médicos del Mundo Manuel Madrazo, Mercedes Navarro, Flors Sirera y Luis Valtueña, asesinados mientras participaban en proyectos de ayuda humanitaria en Ruanda y Bosnia-Herzegovina.

Las fotografías de esta edición son un tributo a todas las personas que un día decidíeron que valía la pena cambiar el mundo. El ganador del XVII premio Internacional Luis Valtueña de fotografía humanitaria fue Niclas Hammarström con una serie de imágenes sobre el conflicto sirio, tomadas en 2012, titulada ”Aleppo”.

En ella muestra su trabajo en esta ciudad muy azotada por la guerra. Las consecuencias quedan reflejadas en cada una de estas instantáneas, donde la muerte y la destrucción son las protagonistas.

Junto a las imágenes ganadoras, el jurado seleccionó tres finalistas. El primero corresponde a la serie “La senda tenebrosa, la odisea de los inmigrantes a través de Méjico”, del fotógrafo italiano Fabio Cuttica. Un proyecto sobre la larga y difícil odisea que afrontan a diario miles inmigrantes en su camino hacia la frontera norte de México para cruzarla y llegar finalmente a los Estados Unidos.

El segundo finalista fue para el grupo de instantáneas “La Casa de la Buena Vida” de la fotógrafa birmana asentada en España Wai Hnin Tun. La Casa de la Buena Vida es un lugar único que mantiene una política de puertas abiertas para todo el que entre en busca de apoyo y refugio. También ayuda a salir de las drogas y el crimen. Es un centro de rehabilitación para adictos a las drogas, un refugio para familias inmigrantes y una mano tendida para los que están marginados por la sociedad.

El trabajo “Silenciosa Espera” del español Mingo Venero, fue elegido tercer finalista. Este trabajo fotográfico se enmarca dentro de otro proyecto aún mayor sobre la inmigración subsahariana a Europa desde la costa noroccidental de África.

Ir al contenido Click to listen highlighted text!